Villegas admitió reunión con Macri en Casa Rosada por el "Pata" Medina

Política

Del encuentro también participaron Triaca, Bullrich, Dietrich y Garavano. "Hay que bajarle los decibeles a Medina", aseguró en aquella reunión en el ex presidente.

“Enfáticamente niego haber armado en forma clandestina una o varias causas al señor Juan Pablo Medina y sus allegados, ni haber participado de una maniobra con esos fines. Soy ajeno a toda acción que se haya eventualmente orquestado para ello”, así comienza el escrito que presentó como descargo el ex ministro de Trabajo de la provincia de Buenos Aires, Marcelo Villegas ante la justicia.

En un escrito que presentó tras negarse a declarar, Villegas aseguró que desconoce y “no participé en el diseño ni en la puesta en práctica de una estrategia, a nivel nacional, dirigida a judicializar la situación del conflicto existente en tomo al accionar de UOCRA seccional La Plata, o de su secretario general y allegados”.

Pero aclara que “Sí lo hice desde el ámbito provincial en el marco de mis atribuciones y funciones como ministro de Trabajo…sin que surja la comisión de delito alguno que pueda endilgárseme”.

Villegas explicó, siempre por escrito, que “desde la provincia se "armó" una estrategia que abarcaba lo político, lo jurídico y lo judicial para abordar la problemática que este sujeto (en referencia al gremialista Medina) había generado”.

Recordó la problemática que enfrentaban empresarios con la UOCRA platense y que “frente a este panorama, entendí que la única alternativa era judicializar esos hechos y que interviniese quien debía intervenir. Soy abogado, la única alternativa posible era denunciar. Fue allí donde se presentó el primer escollo: los empresarios no querían acudir a la justicia penal denunciando a Medina y su entorno -cuñado, hijo- por los hechos relatados, porque a lo largo de las últimas décadas Medina había gozado de protección política. Ni la Policía, ni la Justicia, ni los Fiscales actuaban frente a denuncias que se habían realizado, y para peor, hablan potenciado el nivel de las agresiones para con los denunciantes”, aclaró.

“Recibí personas que decían ser víctimas de delito. Desde mi lugar las asesoré en lo que a mí correspondía y brindé contención y apoyo, más allá de los demás protagonistas que intervinieron que hicieron exactamente lo debido de acuerdo con sus funciones. Luego, si se radicaron distintas denuncias y cuál fue su derrotero, no estaba en mi campo de acción ni intervención. Si eso es armar una causa, soy autor de dicho armado y lo volvería a hacer, pero no veo absolutamente nada ilegal en ello”.

Reunión en Casa Rosada con Macri por el "Pata" Medina

Luego pasó a explicar lo que denominó el “andarivel Nación” y admitió que fue a la Casa Rosada a una reunión en la que estuvieron Macri y sus principales ministros. Esa reunión fue cuarenta días antes de la celebrada en el Banco Provincia.

Para Villegas, los problemas más importantes generados por Medina comenzaron a ser específicamente además de los referidos, en tres áreas muy sensibles: obra pública provincial, obra pública nacional y obras en la destilería de YPF. “Entiendo que por estas dos últimas cuestiones fui citado un día a concurrir a Casa de Gobierno, previo aviso de la Gobernadora que me dijo que me iban a convocar para explicar el contexto en provincia y cómo lo estábamos abordando.

“Cuando ingresé me di cuenta de la existencia de una reunión en curso, a la cual me sumaron para tratar el último tema: Pata Medina y UOCRA La Plata, motivo por el cual se me había convocado”. “Los asistentes eran el propio presidente de la nación ingeniero Mauricio Macri, la ministra Patricia Bullrich, el ministro Germán Garavano, el ministro Jorge Triaca, el ministro Guillermo Dietrich y el señor Gustavo Arribas”.

“El presidente planteó el tema UOCRA La Plata porque dijo tener informes de Dietrich sobre atrasos, complicaciones y conflictos con toda la cadena de contratistas en las obras de carácter nacional que se llevaban a cabo en ese ámbito”, explicó. También destacó que en un momento de la reunión, Macri preguntó a Garavano sobre una causa en que el Estado era parte, pero no tenía nada que ver con el tema, respondiendo Garavano que no tenía novedades. Luego, pidió la opinión de Triaca, quien respondió que hablaría con la UOCRA a nivel nacional para ver la posibilidad de bajar los decibeles de las acciones de Medina.

“Desde donde estaba sentado Macri, que no me tenía en su línea visual, se asomó y me dijo "la gobernadora me dijo que en la provincia están encarando un proceso con empresarios y cámaras profesionales desde el Ministerio de Trabajo y el de Justicia", y me pidió que contara lo que relaté más arriba”.

Remarcó que Macri le dijo "bueno, perfecto, si necesitás algo de los que están acá hacelo saber". Terminó la reunión y me fui. En ningún momento ni el señor presidente ni ninguno de los asisten planteó ni insinuó absolutamente nada ilegal”.

Embed

Dejá tu comentario