La suma donada por el presidente Mauricio Macri a Scholas Ocurrentes asciende a 16 millones de pesos. Se trata de una fundación juvenil presidida por José María Del Corral que desde la ciudad de Buenos Aires se expandió al mundo por impulso del Papa.
El Gobierno le otorgó $16.666.000 pesos pesos a la organización no gubernamental (ONG) Scholas Ocurrentes, una organización que trabaja para combatir la exclusión, a través de la educación, el deporte y el arte y una de las más apoyadas por Francisco, pero el Papa les pidió a los directores mundiales de la fundación, José María del Corral y Enrique Palmeyro que devuelvan la millonaria cifra.

Embed
Según publicó La Nación, Francisco, ni bien se enteró de que el Gobierno había decidido donarle esa importante suma de dinero a Scholas, les escribió a del Coral y Palmeyro una carta para pedirles que restituyan inmediatamente ese fondo.

"El Gobierno argentino tiene que acudir a tantas necesidades del pueblo, que no tienen derecho a pedirle un centavo", fue el motivo principal del tajante pedido de Jorge Bergoglio, que en la misiva también recordó que cuando la obra es buena "Dios siempre provee a través de la Divina Providencia".

Los directores de Scholas le enviaron una carta al jefe de Gabinete, Marcos Peña, en la que le pidieron "suspender el aporte económico". "Teniendo en cuenta que hay quienes pretenden desvirtuar este gesto institucional (...) con el fin de generar confusión y división entre los argentinos (...), convenimos en suspender el aporte económico no reintegrable de $ 16.666.000 pesos, destinado a sufragar los gastos de personal, infraestructura y equipamiento de la sede central de nuestro país", escribieron Palmeyro y del Corral.

Embed
"Procuraremos obtener este necesario aporte en lo inmediato a través de los organismos multilaterales de crédito y de la ayuda de privados", agregaron los directores, que conocen a Francisco desde sus tiempos de arzobispo de Buenos Aires, cuando trabajaron juntos en la red de escuelas de vecinos, que luego se transformó en Scholas, una red que une a más de 190 países del mundo, y que es uno de los proyectos más queridos del Papa, manifestaron.

Por su parte, Marcos Peña, en otra carta, acusó recibo de la virtual devolución del dinero. Y aclaró que "sin perjuicio de tomar nota de la suspensión planteada, ratificamos el compromiso de nuestro Gobierno de acompañar a la Fundación en la importante tarea de impulsar y defender los valores de la paz, la inclusión y el encuentro de los jóvenes de todo el mundo".