Mientras todo era alegría por la medalla dorada ganada por Brasil en pleno Maracaná, su figura se hizo un minuto para buscar a un hincha que lo había hostigado durante toda la final ante Alemania y lo invitó a pelear. Tuvieron que agarrarlo para que no pase a mayores. Mirá el video.